Revista Megatrade

Nota del Editor

Los primeros números de las 300 ediciones de megatrade, reflejaban mucho de lo que sucedía en épocas de efervescencia en las transformaciones que se pensaban estructurales. eranlos ´90; dondeel estado dejó de cumplir su rol no necesario y de paso el que si lo era. En ciertos casos esos cambios dieron vuelta el país como en las comunicaciones. eran épocas donde la política en comercio, era “no tener política”. Privatizaciones y concesiones en distintos ámbitos y en también en algunos eslabones en la cadena de comercio exterior. por ejemplo una nueva gobernanza para el desarrollo de la infraestructura y gestión de los puertos. en este caso, el fin de las operaciones concentradas en dársena d en puerto nuevo con las grúas operadas por un par de empresas que protagonizaban la estiba de contenedores y el fin del “dedo” para elegir a los trabajadores de un sistema de contratación sobredimensionado y anticuado. aparecían las terminales. se morían las reservas de cargas en el mundo y los estados dejan de lado sus marinas mercantes como el comienzo del fin para la bandera argentina. Al mismo tiempo, se maneja lo que sería un comercio exterior abierto y no muy inteligente en el contexto de que la confianza iba a atraer a “los inversores” - le suena?-; con el ministro Cavallo y su “uno a uno” y la excusa de una apertura para frenar la inflación y evitar a los empresarios prevendarios. Claro que una apertura al modo argentino con productores locales y grandes empresas que venden sus activos a compañías globales..…
Una apertura que duró un tiempo, hasta que vino la alarma con el escándalo orquestado de la “aduana paralela” y en pocos años volvimos para atrás…
A mismo tiempo, al compás de la globalización y el comercio internacional liderado por el intercambio entre multinacionales, empezaron a crecer los barcos y llega la adquisición de grandes compañías por otras todavía más grandes en el ámbito naviero, portuario y de forwarding. La concentración es una realidad...
Luego de una enorme caída por el crack del 2001, la Argentina como tantas otras veces renace y se alcanzan volúmenes de comercio exterior que ni siquiera hoy se logran… La digitalización está a un paso, los sistemas avanzan pero los costos siguen altos…especialmente ocultos por la “fiesta sojera” que despúes de una década se desinfla. Otra oportunidad perdida.... Pasan los años y seguimos vendiendo commodities…pero ahí somos líderes…. En los últimos tiempos, los términos de intercambio volvieron a ser aquellos que supimos conseguir por décadas y así hay que seguir hablando de ir por el valor agregado. Vieja consigna difícil de resolver. Pero se nos sigue diciendo que tenemos con qué….
Al mismo tiempo, se debe volver a dialogar con el mundo para demostrar que ya no estamos en una cápsula y dejamos de ser tan “raros” para el estándar mundial. Justo en un contexto donde el diálogo no parece ser la mejor de las interacciones para ciertos líderes….
Pasamos por la revolución productiva, de estar condenados al éxito, de ser un país en serio, de preservar “la mesa de los argentinos”… hasta llegar el lema de “hacer lo que hay que hacer” y tener que convertirnos en el “supermercado del mundo”….
Pero se ve que con los lemas no alcanza…. Por lo pronto. la revolución digital llegó y así como se dice que estamos en un país muy rico por su tierra y el clima..¿Lo seremos tanto por la calificación de nuestros recursos humanos ante los desafíos que se vienen?.

Temas

Precisamente, en lugar de hablar sobre historia; en este número preferimos concentrarnos sobre los temas del futuro – para la Argentina, pero que están presentes hoy en otras partes-.
La nota de tapa sobre buques autónomos, es un ejemplo de países – en este caso los nórdicos- que están pensando más allá de sus narices – será que tienen tiempo…-y estamos hablando de una cuestión que puede hacer cambiar la estructura de la logística y del comercio internacional en sí.
Lo destacamos porque es en el espacio de la tecnología, donde, dicen los que saben, se decidirá el futuro poder. ¿No es ese parte del debate de hoy entre EE.UU. y China?. ¿Estaremos muy lejos?.
Otro de los ejemplos de los nuevos desarrollos, tiene que ver con la forma de contratar los fletes y manejar la logística en forma más eficiente a partir de los algoritmos. En el contexto están el impacto del e-commerce, la inserción del blockchain y el bitcoin entre cargadores y navieras que poco entienden aún por aquí porque salen de las soluciones tradicionales. Temas que serán tratados en nuestra próxima edición. Cómo dice un experto que mencionamos en una de las páginas que siguen: ¿Qué estamos haciendo desde la región y en particular desde nuestro país, tanto desde el sector público y privado para posicionarnos en este escenario de cambios?...
Es justo reconocer que como nunca antes en la historia de nuestra revista, somos testigos de una administración que en los gestos prioriza constantemente el comercio exterior y la mejora en las condiciones de la cadena logistica exportadora. Rompiendo mitos entre la apertura indiscriminada y el fracasado “vivir con lo nuestro”. Pero falta más: en la implementación de lo dicho y en respuestas desde el sector privado que no parece reconocer esos gestos...
Hay quien propone separar la paja del trigo y sin comprar espejitos de colores, escuchar a los que están haciendo el futuro tanto en la Argentina - que los hay, los hay…- como en el resto del mundo para pasar del discurso o las fotos en las redes y los conocimientos, a la acción. De este modo, la comunidad del comercio exterior pueda celebrar los próximos 300 números de Megatrade en medio de un venturoso presente.
Que así sea…..

Megatrade de abril del 2018

Click para descargar la Revista aniversario de octubre 2017

Click para descargar la Revista de abril 2018

DesignsByDkogan