Revista Megatrade

Nota del Editor

La Argentina quiere ser otra en el contexto mundial, sede de la ministerial de la OMC, anfitrión con la presidencia del G20, rearmando el equipo para negociar acuerdos comerciales y abrir mercados para vender y a su vez comprar – no hay que ser ilusos- pensando en el mediano y largo plazo. Ahora bien, para el corto recurre al FMI porque los números no dan.
Se plantean agendas programáticas como la de una cámara empresaria del sector exportador de país estable, pero que pasan los años y no se cumple. ¿Se puede esperar que las Pymes salgan al mundo hasta tanto un gobierno tenga alineadas las coordenadas de déficit fiscal, presión impositiva, financiamiento, costos internos lógicos, promoción de la productividad y de las exportaciones, facilitación, etc.etc. De hecho si hay que esperar semejante milagro, en todo este tiempo no exportaría ninguna Pyme – bueno algo de eso ocurre- porque esa agenda no se cumple o se cumple a los ponchazos.
Incluso las contradicciones se dan ahora “en un marco de seguridad jurídica”, porque el mundo esta difícil, Trump mandó un twit a Turquía o aparecen “los cuadernos”.
Cuando la relación peso dólar estaba 1/20, se decía “el tipo de cambio no es lo más importante, si la productividad”. Ahora con una relación 1/30 la salvación es exportar – aunque muchos costos están dolarizados- pero son tan buenas las condiciones que el gobierno baja los reintegros porque “hay que recortar al déficit fiscal”, total con esta paridad los exportadores están tirando manteca al techo... Y aquello de las condiciones estables?. Difícil en el circo nacional que piensa en el ahora....
De pronto escuchamos alguna voz que nos dice que hay que salir a negociar juntos en el Mercosur porque nos ven como bloque. Chocolate por la noticia...Precisamente ese fue uno de los argumentos que se esgrimían hace más de 20 años cuando se firmó el acuerdo – además de poner fin a las hipótesis de conflicto- y poco se ha hecho en ese sentido. Qué empresas binacionales tenemos?..Se pueden perder décadas y no sufrir las consecuencias y seguir hablando de lo mismo como si no pasara nada?. Antes se le decía zanata o chamuyo ahora le dicen sarasa....
Nos quedamos en cambio atentos, con el pedido a las empresas de la hoy funcionaria negociadora por excelencia a la hora de abrir mercados para nuestros alimentos, “hay nuevos mercados abiertos, es necesario que las empresas los aprovechen”, dijo. Cosa que no se ve en la práctica. No será que salvo los sectores tradicionales, que tampoco son Gardel, a las empresas les falta interés para salir de la zona de confort del mercado interno?. Claro que explicado por algunos especia- listas, exportar, como siempre decimos, sigue siendo un enigma que espanta a los primerizos, que prefieren venderle al ferretero o al almacenero de la vuelta de la esquina que animarse a salir siquiera a los mercados vecinos. Incluso para algu- nos funcionarios la “facilitación” toda- vía se reserva para los emprendedores “cool” como el Exporta Simple.
Pero sigue habiendo un problema de productividad estructural, dijo el ministro de Agroindustria recientemente. Así más allá de lo bueno con gran cantidad de regulaciones y registros eliminados y de ñoquis -por ejemplo- en dicho Ministerio o las mesas sectoriales de promoción de la producción en distintos ámbitos; por ahora, el “comercio exterior” tradicional - ya sea por culpa propia o del Estado- todavía tiene que seguir haciendo fila y no crecen. Que lo digan sino aquellos que pagan las facturas de los servicios públicos y privados que se incluyen en una operación de expo o impo...eso no baja....

Megatrade de agosto del 2018

Click para descargar la Revista aniversario de octubre 2017

Click para descargar la Revista de agosto 2018

DesignsByDkogan